Categorías
Críticas

Política nocturna: Manual de Combate – Mapas auténticos del mundo… (2020) – Crítica Musical

Por: VICENTE COLLAO

Hace unos días atrás tuve el placer de escuchar desde YouTube un pequeño conversatorio con el llamado sabio Gastón Soublette, gentileza de Puerto de Ideas. Don Gastón desarrolló sus pensamientos apoyándose en el filósofo Lao Tse que, si bien no comparto su negra visión sobre el avance intelectual, aprecio mucho cómo acerca al amor por la cultura, el arraigo a las ritualidades y la conexión de la humanidad consigo misma.

Toda esta parafernalia personal se vincula con Manual de Combate, banda santiaguina alineada a un punk noise/post hardcore peculiar y muy “Hágalo usted mismo”. La forma en que escribe Manual, si bien se alinea al desamparo y autodestrucción capitalista, todo se tiñe hacia el amor por la propia esencia que toca Lao Tse. Defendiéndolo, por supuesto, desde una perspectiva abrasiva y desoladora, más afianzado a lo socialista (uy, dije una palabra prohibida). “Mapas Auténticos del Mundo Imaginario. Mapas Imaginarios del Mundo Real” es su primer lanzamiento de larga duración.

Hay que destacar que ya van varios EP y Split con otros artistas, existiendo material de sobra y perfecto punto de comparación para su primera incursión en el elepé. Menciono con creces “Asociación por el retraso del tiempo” donde chorrean una energía corrosiva pero sin llegar a extremos inaudibles como otros contemporáneos. El 2019 llegan a su cumbre musical con “Panorama del Desarraigo”, donde se incorpora un trompetista que expande la dimensión sonora del Manual.

De hecho, es tal mi gusto por “Panorama del desarraigo” que es mi comparativa inicial contra “Mapas Auténticos”. Lo nuevo de la banda supone una entrega lírica mucho más cercana al relato, lo que me parece un movimiento seguro. Si escuchan los demás trabajos de la banda, notarán que la presencia de la voz disminuye paralelamente a como esta se arruina. Tal parece que ante años de grito suelto el alarido doloroso de Gaspar se ha debilitado y convertido en un pitido que puede llegar a ser molesto. Ha sido buena idea no darle el centro de atención en la mezcla final, sino como instrumento.

La similaridad con Death From Above 1979 se presentará, pero el ahora trío abraza más de la producción sucia y chirriante, además del ya mencionado cortejo de trompetas que de vez en cuando bailan y pulsan con una inesperada armonía. En la segunda parte de Deus Ex Machina II, mientras el bajo ruge con furia, el bronce pintarrajea la escena con escalas y pequeños solos. En las secciones donde el bajo es la estrella, como los arpegios melancólicos de Fiume 1918, se nota la fortaleza del sonido escogido.

Este formato trompeta/riff envolvente concurre por gran parte de estos casi cuarenta minutos. No es difícil darse cuenta que la propuesta se siente como una extensión del propio “Panorama del Desarraigo”, lo que no me convence si es mejor. Nos encontramos ante tres mastodontes sonoros en vez de siete canciones distintas, destacando con firmeza lo bien que se interpolan los unos a los otros, sin perder en ningún momento fluidez. Eso sí, siento que no expande mucho más de los arreglos dentro del ya mencionado EP, donde algunos detalles como reverb en notas de vientos me encantaron. Aquí es un poco plano, no les mentiré.

El contenido lírico es núcleo del disco. Manual de Combate se ha caracterizado por contener letras de carácter consciente pero con un nivel más exigente. Deus Ex Machina II toma esa línea crítica del EP “Deus Ex Machina”. Ataca el avance desenfrenado de la civilización y deterioro de la unión social y lo regurgita, entonando un himno lleno de determinación contra la esclavitud laboral y emocional del Chile roto moderno. Fiume 1918 invita al abrir los ojos, en afán de despojarnos de pensamientos arcaicos que osan dividirnos y resquebrajar aún más la comunidad. Aparcoa clama por la falta de humanidad en donde nos desenvolvemos, alimentando a la máquina más que experimentar el mundo con nuestros ojos. Por sí mismas, las escrituras entregadas aquí son lo suficientemente intrigantes para dedicarse a darles un mimo visual.

Sin embargo, ciertas elecciones en el plantel de la producción o performance no son de mi agrado. Existen ciertos momentos en que la voz hablada está demasiado baja, necesitando leer directamente de su Bandcamp para entender lo que quieren comunicar (que complica un poco el punto de ser más narrativo en la propuesta). El bajo está nivelado hacia los graves, sonando más ahogado en el ruido que crujiente y ensordecedor que, repito, ya tenía mejor sonido en “Panorama del Desarraigo”. No puedo dejar de pensar que la entrega a todo pulmón de Gaspar sigue siendo un distractor, pareciéndome hasta ridículo el chillido que suelta. Es cierto que le da una identidad a la banda, pero no parece una elección sino efecto adverso. Compararían algunos con Melt Banana, supongo.

Pero el álbum no cansa y se mantiene estable, tratando de exponer este resentimiento inteligente a los oídos. Todos los elementos del anterior producto están aquí, como también muchos de sus pequeños problemas. Para quienes hayan gozado de la musicalidad más reciente de Manual de Combate, o quienes busquen una alternativa más intricada de punk, debieran estar contentos con este proyecto. El impacto ya estaba formulado, y a pesar de ser un buen disco, alguna que otra cosa debió haber estado un poco más en el horno para dejar al oyente con un efectivo caldo mental e ideológico.

7/10

7

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s